Noticias UNSL



This page is powered by Blogger. Isn't yours?
2 dic. 2004
 
Facultad de Ciencias Humanas

Comunicado del Decanato y Consejo Directivo

La Decana, Lic. Nelly Mainero, y el Consejo Directivo de la Facultad de Ciencias Humanas, repudian la grave agresión policial, ocurrida recientemente hacia estudiantes de esta Facultad.

Comunicado de la Decana:

Ante la grave agresión policial, sufrida por el estudiante de la Carrera de Ciencias de la Educación de la Facultad de Ciencias Humanas, Marcelo Pereira, las autoridades de la Facultad manifiestan su profunda preocupación y su más enérgico repudio ante estos hechos, y comunican a la opinión pública los reiterados ataques que están sufriendo miembros de la comunidad universitaria por parte de la Policía. Los que constituyen claros abusos de autoridad, hacia personas jóvenes que no están transgrediendo ninguna norma, criminalizando de esta manera actos civiles.

San Luis, 2 de diciembre de 2004.

Comunicado del Consejo Directivo:

En relación los hechos acontecidos en el día de ayer, en los que el alumno Marcelo Pereira fue víctima de la agresión policial, las autoridades de la Facultad de Ciencias Humanas transmiten un comunicado del día 24 de noviembre en el que manifiestan repudio sobre el accionar policial al detener a dos alumnos de la misma Facultad.

El Consejo Directivo de la Facultad de Ciencias Humanas conformó una comisión, integrada por María Alejandra Nadalini y Brinia Guaycochea, para la redacción del siguiente comunicado:

Visto el ATI 3212/04 en el cual los alumnos Pereyra Núñez, Juan Manuel y Visco, Franco Jesús, alumnos de la carrera de Periodismo y de la Licenciatura en Comunicación Social, denuncian ser detenidos por la Policía de la Provincia por portación de cara.

El Consejo Directivo de la Facultad de Ciencias Humanas dispone elaborar un comunicado de prensa repudiando el accionar de la policía de la Ciudad de San Luis, accionar que parece haberse convertido en una práctica reiterada hacia los estudiantes de la Universidad Nacional de San Luis.

La situación descripta en la nota nos inquieta y nos advierte acerca de:
Primero: el modo en que son interceptados.
Segundo: la forma anónima y sin identificación mediante la cual son apresados.
Tercero: la artimaña y el pretexto utilizado por la fuerza policial para detenerlos por averiguación de antecedentes y modo de vida.
Cuarto: Los apremios verbales y amenazas a los que son expuestos.
Quinto: la indefensión y la falta de comunicación con sus familiares a la que son sometidos.

Es por ello que manifestamos que aquí se vieron vulnerados los derechos humanos y los derechos particulares de las personas. Consecuentemente, la ley prevé que toda persona es inocente hasta que se compruebe lo contrario principio que es infringido por los representantes y guardianes de la ley y el orden. Asimismo, la violencia psicológica a la que son sometidos, al ser apuntados por un arma de fuego, describe un hecho que contrasta con toda lógica en las situaciones comunes de delito, al evidenciar un cambio de roles. Este hecho, por otro lado, contradice la publicidad de la policía provincial a la que nos hemos vistos expuestos a través de todos los medios de comunicación, orales y escritos, cuyo slogan profesa grandilocuentemente: Estamos alerta.

Está previsto en el Estado de Derecho el poder transitar por la vía pública y el poder manifestarse en libertad y sin violencia ante situaciones que parezcan injustas y aquí se han violentado también esos principios ya que no sólo son apresados y demorados por un total de 9 (nueve) horas, sino que son sometidos a todo tipo de amenazas y a una supuesta identificación por asistir a marchas, pertenecer a la multisectorial, destrozar un móvil policial y cuando todas esta razones parecen diluirse son acusados de destruir un parquímetro.

El interrogante que aquí se plantea es acerca de qué hechos está alerta nuestra policía, a los hechos delictivos o a supuestos hechos de libre expresión. Llama la atención que las acusaciones a nuestros estudiantes, basadas en supuestos, no encuentran sustento real. Esto nos alarma y nos lleva a hacer responsable a las autoridades policiales de cualquier
atentado u otra forma de violencia futura contra la persona de Pereyra Núñez, Juan Manuel DNI: 29.887.631 y Visco, Franco Jesús DNI: 30.157.283.

El accionar policial narrado advierte un procedimiento lesivo y anacrónico porque remite más a décadas anteriores, donde la palabra inteligencia tenía una connotación específica. La sociedad en su conjunto requiere de una policía que nos defienda de los delitos y no de las ideas.

San Luis, 24 de noviembre de 2004.

Etiquetas:






Email: prensa@unsl.edu.ar